Saltar al contenido
El Grial del Tarot

Sueños lucidos y viaje astral 4ª parte

Sueños lucidos

Creer juega un gran rol en este proceso.

 Esto es porque la creencia principalmente afecta tus expectativas. Lo que a su vez, enfoca tu intención. La mayor traba que puede inmiscuirse en los trabajos aquí, es la duda. Cualquier clase de duda afectará tus creencias y expectativas de un modo muy negativo.

Por eso le digo a quien ha estado tratando de proyectarse sin éxito que dé un paso atrás y analice sus creencias acerca del proceso entero, y desentierre alguna duda que pueda estar al acecho en su mente.

VE AHORA A TU CAJA DE CONVERTIR DE ENERGIA

Yo mido el tiempo de modo que cuando me imagino que he alcanzado la cima del cono, Monroe dice lo anterior.

En lo alto de mi cono de consciencia hay un ático. En el lado opuesto al que entro  hay una entrada con un cartel que dice “Frontera al Astral” en grandes letras. En el centro del espacio hay una caja grande de madera. Parado al lado de la caja esta Juan, el mayordomo, que me ayuda a levantar la tapa de la caja y a quitar mi envoltorio Físico (como si fuera una funda con la forma de tu cuerpo físico, que al quitarla queda al descubierto tu cuerpo astral). Abrimos la tapa y dentro hay un área inferior que contiene cualquier preocupación relacionada con la vida física. El área superior tiene un anaquel donde mi envoltorio Físico puede yacer seguro hasta que yo después lo recoja.Una forma de Sueños lucidos.Sueños lucidos

Entonces me despojo de mi envoltorio Físico para revelar mi cuerpo de luz. Juan toma el envoltorio preguntándome si tengo algo más para depositar en la caja (que le entrego de ser necesario). Imagina símbolos concretos para colocarlos en la caja, por ejemplo una billetera para tus preocupaciones financieras o una fotografía para representar a alguien que està en tu mente. Tambièn puedes colocar expresiones del tipo “no puedo”, “no debo” o “debería”, un ladrillo que simbolice tus defensas o un escritorio o computadora que simbolicen tu trabajo. Pon en la caja cualquier cosa que pueda ser motivo de distracción. Experimenta.

Por ultimo Juan coloca mi envoltorio fìsico en la caja y cerramos la tapa pesada.

Atravieso la entrada marcada como “Frontera al Astral” y paso hacia el aire fresco y limpio; la arena debajo de los pies es suave y caliente; la atmósfera es reconfortante; todo se siente seguro y familiar. Miro atrás y Juan está de pie en la entrada deseándome un viaje seguro. Le agradezco su ayuda y él cierra la puerta. En el exterior de la puerta está marcado “Hacia C1” en letras grandes. Sueños lucidos.

Delante hay un sendero tranquilo de losas embutidas, con piedras blancas que contrastan con el marrón dorado de la arena. El camino conduce a mi pirámide de Armonizaciòn Resonante. Esta es una estructura piramidal, pero con un tope plano de aproximadamente diez pies cuadrados y alrededor de 10 pies de altura. Cada uno de los cuatro lados tiene escalones de arriba a abajo. La estructura está hecha de la misma piedra que el sendero y, a la derecha de la pirámide, hay un arpa grande de color dorado.

AHORA COMIENZA TU PROCESO DE ARMONIZACIÒN RESONANTE

Calculo el tiempo de modo que cuando Monroe instruya lo arriba indicado, yo comienzo a subir los peldaños a la cima de mi pirámide de Armonizaciòn Resonante. Me siento en la posición de Loto, sobre un cojín grande, en la cima plana. Un ayudante aparece para tocar el arpa que està al lado de la piramide y escoge las cuerdas que resuenan con los sonidos del CD. El área entera vibra y canta en armonía. Ondulación de alegría me traspasan cuando cada cuerda es tocada y mi cuerpo de luz se estremece e ilumina con un blanco puro. Sueños lucidos.

RESPIRA NORMALMENTE Y RELÀJATE

En el punto donde Monroe dice lo anterior, bajo los peldaños delanteros de la pirámide, doy unos cuantos mas adelante, y me paro sobre una losa grande embutida, de piedra blanca marcada “Piedra de la Declaración”. Al hacerlo, una niebla blanca aparece delante de mí. Cuando se despeja, veo que una estructura grande y redonda ha surgido de la arena. Bajo por el camino hacia una puerta marcada “Habitaciòn de la Declaración”.

Entro en la habitaciòn y enseguida soy flanqueado por dos personas de aspecto Santo, cada uno vestido con una túnica blanca de seda pura. Delante de mí hay un Orbe grande de cristal que irradia una luz anaranjada/amarilla. A ambos lados del Orbe, enfrentándome, hay 2 personas más con aspecto Santo que permanecen de pie como testigos oficiales de mi declaración.

DI EN TU MENTE. DILO A TI MISMO

Hago una reverencia y doy mi declaración. Al hacerlo el Orbe comienza a pulsar. El color cambia y progresivamente se hace menos anaranjado y pasando  a un amarillo más brillante y más brillante. Luego cambia a un blanco puro cuando llego  al final de mi declaración. En ese momento, una puerta se abre a mi derecha. Soy introducido hacia esa entrada y observo. Sobre el piso a mi izquierda hay un signo puntiagudo  indicando “Hacia Enfoque 3” en letras grandes. Mirando en la dirección del signo puedo ver el Arco del Enfoque 3 a la distancia. Al mismo tiempo, Monroe dice, “Ahora iras al Enfoque 3 “.

Ahora Monroe inicia la cuenta al Enfoque 3

Mientras Monroe habla, reconozco lo que él dice mientras bajo el camino de piedra hacia el Arco E3. Estoy de pie sobre una losa de piedra y miro abajo y veo, grabado en la piedra “E1”. (Nota: esta acción es sincronizada con el CD, como siempre.) Reconozco el grabado sobre la losa al mirarla por un momento, y entonces sigo andando. Luego encuentro por casualidad otra losa similar, sólo que esta vez el grabado sobre la piedra dice, “E2”.

Entonces avanzo hacia el Arco E3.

Lo sincronizo de modo que cuando esté de pie bajo el Arco grande, Monroe diga, “3” seguido de, “relájate y disfruta”, etc. En ese punto giro y miro camino atrás y veo el Espacio de Declaración de donde justamente vengo. Entonces volteo para sentarme en una silla reclinable grande que está bajo el Arco. Me siento y miro a la distancia. Puedo ver mi cabina E10 enclavada en la cima de un área plana. Un empinado sendero blanco de piedra conduce a mi cabina E10.

Me relajo y me reclino en la silla. Al hacerlo aparece una ayudante masajista. ¡Ahora Monroe inicia el proceso de relajación diciendo, “Deja que tu mandíbula se afloje…”  Mientras Monroe guía, la ayudante masajea mi cabeza y área facial mientras me reclino y disfruto! La masajista sigue haciendo su trabajo según las instrucciones de Monroe. Sueños lucidos.

Cuando Monroe comienza a decir: “deja que fluya del cerebro esta relajación”, me levanto y agradezco a mi ayudante y ella me desea un viaje exitoso. Ahora estoy de pie fuera de la arcada que mira hacia mi cabina E10. Miro abajo y muevo los dedos de los pies mientras Monroe comienza a decir, “en tus dedos de los pies”, etc. En la medida que Monroe habla del flujo de relajación del cerebro, me imagino a mi mismo llenándome lentamente de una especie de líquido que me hace sentir vibrante y totalmente entonado con mi entorno.Sueños lucidos.

iR A LA 1ª PARTE DEL ARTÍCULO.

sigueme en facebook  pagina el grial del tarot

sigueme en youtube 

sigueme en blogger

si tienes dudas de amor, trabajo o quieres contactar a nivel espiritual 

no te olvides me puedes consultar : + 34 696422736